Actualidad Actualidad
Actualidad

LABORAL

El campo leonés aprueba su nuevo convenio colectivo con vigencia hasta el 2025

El documento pretende dar estabilidad laboral al sector y mantener el poder adquisitivo de sus asalariados, más de 2.200 trabajadores en la provincia de León.

Girasoles plantación cultivo Castrovega de Valmadrigal campo leonés provincia León agricultura
Cultivo de girasoles en Castrovega.
ileon.com  | 30/06/2022 - 13:27h.

Las organizaciones agrarias más representativas de la provincia de León, Asaja y Ugal-UPA, y los sindicatos CCOO y UGT firmaron hoy el nuevo convenio laboral de actividades agropecuarias para la provincia de León. Dar estabilidad laboral al sector y mantener el poder adquisitivo de sus asalariados son los principales objetivos de un documento que tendrá una vigencia de cuatro años, hasta 2025.

De este modo, el convenio establece unas tablas salariales por categorías laborales que se aplicarán con carácter retroactivo para este año 2022 y fija incrementos salariales sustanciales durante su vigencia. El documento también incluye otras mejoras de carácter social, como la equiparación de todos los permisos a las parejas de hecho, la ampliación del contrato de duración determinada, la reducción de la jornada en 16 horas durante la vigencia, las mejoras en las incapacidades temporales que requieran hospitalización o el incremento de las cuantías de las pólizas de seguros en caso de incapacidad permanente total, absoluta, gran invalidez o muerte.

A finales del pasado mes de mayo, en la provincia de León había contratados 2.203 trabajadores con actividad agrícola, ganadera o forestal, de los que 1.281 se encuadran en el Sistema Especial Agrario. El campo ocupa mano de obra asalariada en trabajos de campaña vinculados sobre todo a la recolección, pero también hay un colectivo importante de trabajadores fijos en las explotaciones como operarios de maquinaria agrícola o en distintas labores en las explotaciones ganaderas. El 21 por ciento de este colectivo está formado por mujeres, con un peso muy relevante de población inmigrante.

Tras la firma del acuerdo, la comisión negociadora valoró el convenio como un instrumento necesario para "dar garantía y viabilidad a la difícil actividad agraria". En ese sentido, las organizaciones implicadas destacaron que el documento consolida derechos e incrementos salariales "moderados", en base a la situación "tan sumamente difícil" que atraviesa el sector.

publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario
publicidad
publicidad